Saltear al contenido principal
Las nuevas comunidades energéticas locales
comunidades-energéticas

La economía social y solidaria no solo apuesta por proveedores que se preocupan por el cuidado del medio ambiente, sin intereses ocultos y mucho más próximos a las personas, también consigue otros proyectos de mejora global de nuestras sociedades: Un ejemplo son las nuevas comunidades energéticas locales. Te explicamos en qué consisten, para qué sirven y por qué las tendrías que tener en cuenta a partir de ahora.

 

Comunidades energéticas locales: Una oportunidad transformadora

El año pasado la Unión Europea aprobó todo un paquete de medidas que recogen las inquietudes y demandas de las denominadas “Comunidades energéticas”. Es un hecho que nos encontramos en un momento de cambio y transformación que tiene que tener en cuenta el empoderamiento de los usuarios locales. Porque una comunidad energética es una entidad formada por personas y entidades locales que cooperan y se ayudan mutuamente para conseguir beneficios del sector energético. Y cuando hablamos de beneficios, no nos referimos a las ganancias, si no a una proporción de servicios a precios justos y energía limpia y renovable.

El objetivo es que todos los usuarios puedan obtener beneficios energéticos, medioambientales, económicos y sociales, pero a escala local y donde el objetivo final no es la rentabilidad. Se tienen que desarrollar actividades como:

  • Generación de energía de fuentes renovables.
  • Práctica de la eficiencia energética.
  • Servicios de recarga de vehículos eléctricos.
  • Distribución, suministro y consumo de energía limpia.
  • Acceso justo y asequible a energías renovables.
  • Combatir la pobreza energética.
  • Oportunidades de inversión.
  • Generar ingresos en la misma comunidad para abordar necesidades locales.

Las comunidades energéticas locales son agrupaciones muy próximas al cooperativismo, comparten valores, filosofía y maneras de funcionar con la Economía Solidaria. El cambio de modelo y la transformación energética es un hecho, por eso desde diferentes entidades reclaman que este momento de cambio sirva para que el sector energético se ponga al servicio del consumidor y no al revés.

Esta entrada tiene 0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUBSCRIU-TE A LA NEWSLETTER

PROMOCIÓ

DESCARREGA'T L'E-BOOK

    ENTRADAS RELACIONADAS

    maternidad

    consejos

    soy saludable

    somos padres

    Volver arriba