Saltear al contenido principal

¿Por qué nos hacen daño los huesos cuando cambia el tiempo?  

Dolor huesos

 

Los dolores musculares y óseos se han relacionado desde tiempos inmemoriales con los cambios meteorológicos. Pero, ¿por qué nos hacen daño los huesos cuando cambia el tiempo? Te contamos si este fenómeno tiene realmente una explicación científica.

 

Dolor de huesos con los cambios de tiempo: ¿Realidad o mito?

 

Seguro que no es la primera vez que escuchas a alguien quejarse de un dolor en la espalda o en la rodilla que atribuye al cambio de tiempo, ya sea por una bajada brusca de las temperaturas, la humedad o las lluvias. Esta creencia se remonta a la época romana, pero en 2017 un estudio de The George Institute for Global Health de Australia que se publicó en la revista Pain Medicine demostró que estos dolores no tienen ninguna relación con la meteorología.

 

Entonces, ¿por qué nos duelen los huesos cuando cambia el tiempo? Este estudio habla de susceptibilidad, los seres humanos somos susceptibles a las creencias que se popularizan y acabamos relacionando esos episodios de dolor con el cambio de tiempo.

 

Es más, en este estudio explican que siempre es más fácil acordarse del dolor en días fríos y lluviosos; y olvidarse de aquellos en los que teniendo los mismos síntomas el tiempo era más agradable y soleado.

 

Controversia sobre los dolores musculares y óseos como forma de predecir los cambios de tiempo

 

En la actualidad existe cierta controversia sobre esta cuestión ya que al estudio australiano que mencionábamos antes, hay que sumar otros que se han publicado en revistas científicas reputadas como Nature en las que se hablaba sobre la base científica de este fenómeno.

 

Los expertos denominan meteosensibles a las personas que son capaces de detectar supuestamente los cambios de temperatura o que se ven afectadas por esos cambios:

 

  • Viento = Dolor de cabeza.
  • Lluvia y bajada de temperaturas = Dolores musculares y óseos.
  • Incremento de la humedad = Sensibilidad en las cicatrices.

 

En cualquier caso, la comunidad científica todavía se mantiene dividida sobre esta cuestión, así que por el momento es imposible contar con datos 100% objetivos que expliquen por qué nos duelen los huesos cuando cambia el tiempo.

Este artículo tiene 0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos Relacionados

5 consejos para evitar las enfermedades que provoca la contaminación 5 consejos para evitar las enfermedades que provoca la contaminación

La calidad del aire en las grandes ciudades es cada vez más preocupante y es un hecho que ha empeorado en las últimas décadas a consecuencia del crecimiento demográfico, de los vehículos de motor que circulan y de los servicios…

Cómo prevenir el Alzheimer Cómo prevenir el Alzheimer

El Alzheimer es una de las enfermedades más temidas, ya que hoy en día no tiene cura y supone la principal causa de demencia en el mundo y la que genera mayor discapacidad entre la gente mayor en España. Según…

Aliviar la dermatitis atópica 4 consejos para aliviar la dermatitis atópica

Las enfermedades de la piel y su alto componente estético han provocado que la mayoría de las veces se infravaloren. Ahora bien, la piel es el órgano más grande del cuerpo humano y se debe cuidar para poder disfrutar de…

5 alimentos que crees que engordan y son saludables 5 alimentos que crees que engordan y son saludables

Dietas que se ponen de moda, los falsos superalimentos, la guerra contra los ultra procesados, los falsos mitos sobre el veganismo… Las redes sociales han puesto el foco desde un inicio en nuestra forma de alimentarnos y si años atrás…

Volver arriba