Saltear al contenido principal

4 consejos para teletrabajar con niños  

teletrabajo-con-niños

El aumento de positivos por Covid-19 está afectando especialmente a las aulas. Es cierto que en la mayoría de colegios se han creado grupos burbuja reducidos para manejar mejor la situación. Pero lo cierto es que los progenitores salen perjudicados y ven afectada su vida laboral. La conciliación y los confinamientos escolares ponen a prueba la paciencia, el estrés y los niveles de ansiedad en muchas familias. Desde Previsora General te damos algunos consejos para que teletrabajar con niños en casa sea un poco menos complicado.

 

Consejos para teletrabajar con niños y poder conciliar 

 En este artículo hablamos sobre los beneficios del teletrabajo y las mejores maneras de desarrollarlo. En los países más avanzados una gran mayoría de las empresas apuestan por este formato que entre otras cosas, incrementa la productividad. De todas maneras, en un contexto actual, en el que muchos niños tienen que permanecer en casa confinados al detectarse positivos por coronavirus en sus clases, dificulta a los padres conciliar ambas tareas. Desde Previsora General te damos algunos consejos:

 

  1. Pacta con tu empresa unos días de máxima flexibilidad, trabaja por objetivos y no en un horario concreto mientras dure el confinamiento. Tus responsables entenderán que trabajar y atender a tus hijos no es compatible y siempre será mejor que te permitan cierta flexibilidad para buscar los mejores momentos de trabajo (y no tener que cumplir un horario fijo de 8 horas) que solicitar la baja o una reducción de la jornada para atenderlos.
  2. Aprovecha para trabajar durante la siesta de los niños o cuando se vayan a dormir por las noches. Quien dice siesta, dice otros momentos en los que se mantengan ocupados y que tú deberás aprovechar para conseguir sacar el trabajo.
  3. Si tu pareja también teletrabaja, estableced turnos entre vosotros para cuidar de los hijos. Es el mejor supuesto de todos, ya que permite que cada uno se fije unos horarios de trabajo sabiendo que durante ese tiempo no habrá interrupciones de ningún tipo.
  4. Si ninguno de los puntos anteriores funcionan, intenta mantener a los niños ocupados: Cuentos, juguetes educativos o dibujos animados. Dependiendo de la edad podrán funcionar más o menos. Puedes crear un horario de actividades, como si estuvieran en clase. Fijar una hora de lectura, otra hora de juegos, otra hora para ver dibujos animados y otros programas educativos, incluso para disfrutar de canciones en Youtube. Antes de comenzar tu jornada laboral deja todo el material a su disponibilidad. Si tienen menos de 8 años, lo más recomendable es que estén en tu mismo espacio para que puedas vigilarlos. No es lo ideal, pero si están entretenidos, podrás trabajar con más calma.
Este artículo tiene 0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos Relacionados

Porteo-bebés Los 6 imprescindibles de portear a tu bebé

Portear a los bebés se ha convertido en uno de los imprescindibles de los manuales actuales de buenas prácticas de padres y madres noveles. Hace algunos años se veía con extrañeza y era prácticamente algo desconocido, pero ahora su uso…

Pañales-reutilizables Los 5 beneficios de los pañales reutilizables

El cambio climático es un hecho y cada vez más personas han tomado conciencia de la grave problemática que representa contaminar el medio ambiente. Es por eso, que muchos han empezado a contribuir con pequeños gestos diarios para conseguir una…

Niños-juegos-solitario 8 pautas para que los niños y niñas aprendan a jugar solos

¿Tu hijo no juega nunca solo? ¿Es incapaz de entretenerse sin tu participación en el juego? Enhorabuena, tu hijo o hija tiene un comportamiento completamente normal. Eso sí, puedes seguir algunas pautas para enseñarle a jugar solo, una forma de…

Colecho Ventajas y desventajas del colecho en la crianza de tus hijos e hijas

Hace tiempo que los beneficios del “piel con piel” se han demostrado más allá del momento inmediato tras el parto. Está demostrado que el contacto de la piel de los bebés con un adulto, en especial sus padres, favorece el…

Volver arriba