Saltear al contenido principal

Descubre el Baby Sign Language, el lenguaje de signos para bebés

Lenguaje-de-signos-para-bebés

¿Sabías que existe la comunicación temprana de los bebés antes del desarrollo del lenguaje verbal? Y no nos referimos a los gestos que pueden hacer, sus sonrisas o sus llantos, hablamos de un lenguaje definido que le puedes enseñar antes de que su cuerpo esté preparado y con la madurez suficiente para ser capaz de hablar y desarrollar el lenguaje verbal. Hablamos del Baby Sign Language o lenguaje de signos para bebés, está indicado para pequeños de entre 0 y 18 meses. Desde Previsora General te explicamos en qué consiste este lenguaje comunicativo para bebés.

¿Qué es el Baby Sign Language?

Las psicólogas norteamericanas Linda Acredolo y Susan Goodwyn observaron en los años 80 como los bebés usan de forma totalmente espontánea gestos simples que representan palabras que no pueden expresar todavía con el lenguaje verbal. A partir de aquí investigaron con la estimulación de los gestos de manera intencionada y crearon el programa Baby Signs, que es una marca registrada, un sistema de gestos simbólicos para que los bebés se comuniquen con los padres hasta que aprendan a hablar.

Es habitual que en las familias ya se usen gestos para referirse a objetos cotidianos como el pan o a momentos del día como irse a dormir, pero el Baby Sign va más allá y ha creado todo un lenguaje visual para que los bebés puedan expresar ideas y sentimientos.

 

¿Cuándo es mejor empezar el Baby Sign Language?

Los expertos recomiendan que desde muy pequeños los padres ya se comuniquen con sus hijos a través del vocabulario de signos después de haberse formado previamente en un curso especializado. A los bebés hay que hablarles normalmente, pero las palabras tienen que ir acompañadas de gestos.

Sus cerebros procesan antes los gestos visuales que la palabra oral y está demostrado que a partir de los 6 meses ya son capaces de hacer gestos por imitación y es habitual que entre los 8 y los 9 meses puedan comunicarse de este modo: Decir si tienen frío, calor, señalar lo que ven, etc. Existe evidencia científica de que el hecho de potenciar esta comunicación NO retrasa el habla.

 

Beneficios del lenguaje de signos para bebés

  • Ayuda a que los niños no se frustren y sientan que los entienden y son capaces de transmitir lo que quieren.
  • Este lenguaje es positivo para el niño, ya que es capaz de ligar un gesto con un sonido, con el tacto y el movimiento en su cabeza (relación visual-auditiva-táctil).
  • Genera conexiones neuronales muy buenas.
  • Pueden empezar a comunicarse muy pronto con los padres.
  • Hay signos para diferentes palabras, desde las más básicas (comer, beber, dormir, bañarse, estar cansado, he acabado de comer, tener hambre…) a otras para que sean capaces de explicar qué sienten o ven (Leche, avena, queso, libro, árboles…)
Este artículo tiene 0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos Relacionados

Pañales-reutilizables Los 5 beneficios de los pañales reutilizables

El cambio climático es un hecho y cada vez más personas han tomado conciencia de la grave problemática que representa contaminar el medio ambiente. Es por eso, que muchos han empezado a contribuir con pequeños gestos diarios para conseguir una…

Niños-juegos-solitario 8 pautas para que los niños y niñas aprendan a jugar solos

¿Tu hijo no juega nunca solo? ¿Es incapaz de entretenerse sin tu participación en el juego? Enhorabuena, tu hijo o hija tiene un comportamiento completamente normal. Eso sí, puedes seguir algunas pautas para enseñarle a jugar solo, una forma de…

Colecho Ventajas y desventajas del colecho en la crianza de tus hijos e hijas

Hace tiempo que los beneficios del “piel con piel” se han demostrado más allá del momento inmediato tras el parto. Está demostrado que el contacto de la piel de los bebés con un adulto, en especial sus padres, favorece el…

Estereotipos-de-género 5 consejos para luchar contra los estereotipos infantiles de género

Los colores, la ropa y los juguetes no tendrían que tener género. Es cierto que socialmente algunos colores están asociados a cada género por convencionalismo y roles aceptados: El rosa es de niñas y el azul de niños. En todo…

Volver arriba