Entradas

Consejos para hacer la lista de la compra de las comidas de Navidad  

Llega el mes de diciembre y con él los mercadillos navideños, las luces, las compras de regalos y la cuenta atrás para la celebración de las comidas y cenas familiares. Si este año el evento toca en tu casa y ya has empezado a agobiarte pensando en la organización del menú, no te preocupes, te damos algunos consejos para que te organices a la hora de hacer la lista de la compra.

 

Cómo organizar las reuniones familiares de Navidad

 

Lo primero de todo es hacerte con papel y boli y empezar a apuntar:

 

  • El número de personas que vendrán.
  • Agruparlas por adultos y niños.
  • Comprobar el número de asientos con los que contamos en casa. Si faltan, deberás pedir a conocidos y amigos que te presten algunas sillas. Otra opción es comprar unas plegables y guardarlas para futuras ocasiones.
  • Dibuja un pequeño esquema del lugar de tu casa en el que se celebrará la comida o cena. Debes tener en cuenta si será necesario retirar algunos muebles para dejar espacio.
  • Piensa un menú con opciones para todos los públicos. Platos más sencillos para los “peques” de la casa e incluye algún aperitivo y plato vegetariano por si alguno de los comensales lleva este tipo de dieta.
  • Lo principal es que ya hayas cocinado esos platos con anterioridad para que no te veas en apuros la tarde de Nochebuena y acabes sin nada comestible en la mesa. Otra opción, si te apetece probar cosas nuevas es hacer una prueba días antes y si te sale bien, también puedes dejarlo congelado.
  • De hecho, la congelación es un método ideal para tenerlo todo listo y apunto, sin necesidad de pasarte horas y horas en la cocina, pendiente entre plato y plato, y apenas poder disfrutar de la comida y de tu condición de anfitrión.

 

Cómo hacer la lista de la compra

 

Como en el caso de la organización de la cena o comida, lo primordial es volver a hacerse con lápiz y papel, o si eres 100% digital, apunta en tu bloc de notas de la Tablet o el móvil un listado con todos los ingredientes que necesitarás para elaborar los menús. Consulta también con el resto de invitados si ellos se encargarán de llevar algunas cosas, como los turrones y mazapanes o algo de aperitivo. Es bueno realizar esta consulta para no encontraros luego con alimentos por duplicado.

 

  • Ingredientes frescos. Si quieres cocinarlos el mismo día del evento para que resulten todavía más frescos, en vez de congelarlos, resérvalos con antelación. Así te ahorrarás disgustos de última hora que te obliguen a cambiar el menú. En esta época productos como el marisco están muy demandados, si te aventura a ir a comprarlo el último día puedes encontrarte con que ya no queden. Así que reserva.
  • Ingredientes no perecederos. Puedes comprarlos con tranquilidad semanas antes de la celebración. Te ahorrarás colas y subidas de precio, lo encontrarás todo más barato si lo adquieres con antelación, ya que no habrá tanta demanda.
  • Bebidas. La mejor opción es pedirlas por internet y que te las lleven a casa para ahorrarte cargar con mucho peso.

 

Una vez que ya tienes todo listo solo falta ponerse a cocinar y recuerda despejar, aunque sea media hora del día de la celebración para arreglarte y descansar. Recuerda que ser anfitrión también implica relajarse y disfrutar.