comer sin azúcar

¿Es posible comer sin azúcar?

La mayoría de los productos alimenticios que compramos contienen azúcares entre sus componentes. De ahí, el 80 por ciento de los azúcares que ingerimos lo encontramos en los alimentos procesados, pero, ¿es posible comer sin azúcar?

La mayor cantidad de azúcar que ingerimos al día la encontramos de manera natural en los alimentos, como las frutas. Lo verdaderamente perjudicial para nuestro organismo no son los azúcares naturales, como la fructosa, sino aquellos llamados azúcares libres o añadidos. En plena batalla para educar a la sociedad contra el consumo de azúcar añadido en los productos alimenticios, cada vez más ciudadanos apuestan por seguir una dieta sin azúcar. Estás a punto de descubrir como es posible comer sin azúcar. Una dieta más saludable y libre de esos añadidos que contaminan nuestro organismo.

 

Consejos para comer sin azúcar

Poder comer sin azúcar no resulta fácil, pero no es imposible. A continuación, algunas recomendaciones para diseñar un menú en el que no existan esos azúcares añadidos de la mayoría de los productos que encontramos en los supermercados.

  • Productos frescos y con bajo índice glucémico: verduras, frutas (menos el plátano), carnes magras, pescados y mariscos, frutos secos, aceite de oliva y huevos, entre otros.
  • Elimina los refrescos. Lo mejor es beber agua y, en ocasiones, té, infusiones y café, pero sin ponerles azúcar.
  • Evita salsas y aderezos. En su lugar puedes condimentar los platos con salsa de tomate casera o mahonesa hecha en casa.
  • Termina la comida con fruta fresca o yogur. Incluso, si necesitas algo dulce, toma chocolate lo más puro posible.
  • A la hora de comprar escoge alimentos enteros, ya que contienen menos azúcar que los desnatados.
  • Los zumos de frutas no son un sustitutivo de las piezas de fruta. Los zumos contienen más calorías que la fruta entera, aunque sean naturales.
  • Lee las etiquetas para asegurarte de que los alimentos envasados no contienen azúcar.
  • Los cereales del desayuno contienen muchos azúcares. Opta por la avena o copos de espelta sin azúcar. Otra opción es tomar huevos.
  • Vacía la nevera de todos aquellos productos con azúcares para no caer en la tentación.
  • Educa el paladar a comer productos sin azúcares. Por ejemplo, el café o los yogures naturales.

Al acudir al supermercado, hay que tener en cuenta qué se puede y qué no se debe comprar. Planifica primero el menú semanal y luego compra lo necesario para cumplir ese menú, así no caerás en errores.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *